La promesa de un padre – Operation Smile Espanol

Dona el doble de nuevas sonrisas

Hoy, en este #GivingTuesday dona el doble de nuevas sonrisas a niños como Dilan.

La promesa de un padre

Seguimos cumpliendo nuestra promesa de promover la salud y la dignidad durante la pandemia de COVID-19. Estamos ayudando a los trabajadores de la salud de primera línea a mantenerse a salvo, bien alimentados y empoderados para atender mejor a sus pacientes mediante la entrega de suministros y equipamientos vitales y la realización de capacitaciones a distancia para fortalecer su respuesta. También brindamos asistencia nutricional, botiquines de higiene y servicios sanitarios virtuales para ayudar a las personas a satisfacer sus necesidades sanitarias y prosperar. Si puedes (y en el momento en que puedas), ayúdanos a cumplir nuestra promesa de cuidar a los niños y generar esperanza.

Antonia, su padre Iranildo y su hermana Samily. Foto: Marc Ascher.

A la vera de un camino polvoriento en el estado de Ceará, norte de Brasil, en un puesto de venta de bebidas, Antonia bebe leche de coco fría junto a su padre y su hermana. La zona ha sido azotada por una sequía de más de cinco años y el viento abrasador atiza el polvo, que cubre todo y a todos con una fina capa.

La vida es dura en esta región árida y desolada de una nación mejor conocida por sus exuberantes bosques tropicales, el poderoso río Amazonas y los extensos paisajes urbanos de Rio de Janeiro y São Paulo.

Al igual que los demás agricultores de la zona, el padre de Antonia, Iranildo, ha tenido que hacer frente a los efectos de la prolongada sequía. En tiempos como estos, solo puede cultivar alimentos suficientes para sostener a su numerosa familia. Incluso en condiciones más favorables obtuvo un ingreso bajo e inconsistente vendiendo excedentes de maíz, frijol y yuca.

El esposo de Antonia, Alan, trabaja en el puesto de venta de bebidas. Su sonrisa se amplía cuando la mira. En momentos de felicidad como este, recuerdan un tiempo en que Antonia no tenía muchas razones para sonreír.

Alan, su esposo, trabaja en un puesto de venta de bebidas. Foto: Marc Ascher.

Eso fue hace 11 años, antes de que su labio hendido fuera reparado por Operation Smile Brasil. La hendidura facial ha afectado durante mucho tiempo a la familia de Antonia. Ella es la quinta generación consecutiva con esta condición.

La madre de Antonia, con el mismo nombre, quedó devastada al ver nacer a su quinta hija con labio hendido.

Pero su tristeza palideció en comparación con el amor que sentían por su bebé recién nacido. A diferencia de muchos niños que nacen con hendidura facial, Antonia tuvo la suerte de poder amamantarse sin dificultad.

Sin embargo, con una familia de nueve personas que mantener, pagar la cirugía de Antonia estaba fuera del alcance de Iranildo. Incluso después de enterarse de la misión inaugural de Operación Sonrisa Brasil en Fortaleza, se dio cuenta de que no podía pagar el pasaje de autobús ni el tiempo fuera de la finca.

Todo lo que pudo hacer fue ofrecerle a Antonia una promesa que esperaba poder cumplir algún día: “Te prometo que lo arreglaré”.

Antonia llegó a un programa quirúrgico de Operation Smile Brasil con ocho años de edad. Foto: Marc Ascher.

Si bien Antonia gozaba de buena salud, a medida que fue creciendo la angustia emocional se hizo inevitable.

En la escuela fue acosada y atormentada implacablemente por sus compañeros de clase debido a su labio hendido. A menudo llegaba a casa llorando y le decía a su madre que ya no quería estudiar.

Los apodos eran demasiado dolorosos y persistentes para soportarlos. No fue hasta que Antonia cumplió ocho años que su tía, Leidinha, intervino y finalmente convenció a Iranildo de llevarla a Fortaleza para tener la oportunidad de recibir una cirugía segura y gratuita de parte de Operation Smile Brasil.

Hasta el día de hoy, Antonia llama a Leidinha “un ángel”.

Aunque Antonia tenía miedo de viajar más de tres horas en autobús sin su madre, que debía quedarse para cuidar a sus hermanos menores, fue acompañada por su padre y su tía.

En el hospital, se puso a jugar con los otros niños que esperaban. Para muchos pacientes que llegan para la evaluación médica integral, es la primera vez en su vida que ven a otra persona con la misma condición. Se dan cuenta de que no están solos.

Después de la evaluación, los voluntarios médicos determinaron que estaba lo suficientemente sana como para someterse a la cirugía.

Para Iranildo, por fin había llegado el día que había esperado, y sintió un inmenso alivio al saber que había cumplido la promesa que le había hecho a Antonia muchos años antes.

Su hija lloró cuando los médicos la llevaron a la sala de operaciones, ya que no entendía por qué su padre no podía acompañarla. Iranildo la calmó al explicarle que él y Leidinha estarían allí esperándola.

Muchos niños ven a otro con hendidura facial por primera vez cuando llegan a un programa de Operation Smile (Antonia es la segunda desde la izq.). Foto: Marc Ascher.

Iranildo no podía creerlo cuando vio a su hija por primera vez después de su exitosa cirugía. “Antonia era la niña más hermosa del mundo”, dijo. “Los otros niños (que se operaron) eran bonitos, pero ella era la más hermosa”.

Antonia recuerda despertarse de la anestesia y notar que su rostro se sentía diferente y que le dolía el labio. En ese momento, lo único que deseaba era volver a casa al abrazo amoroso de su madre. Una vez reunidas, ella lloró emocionada al ver la nueva sonrisa de su hija.

Finalmente llegó el día en que Antonia se enfrentó a los niños que antes la habían atormentado en la escuela. Su maestra reunió a sus compañeros y les preguntó: “¿Han visto a Antonia? Mírenla ahora, se ha operado y miren lo hermosa que es”.

La maestra explicó a la clase que Antonia siempre había sido hermosa y que siempre había sido como ellos, que cualquiera de ellos podría haber nacido con labio y/o paladar hendido y que ella nunca eligió nacer con hendidura facial. A partir de ese momento, el acoso cesó, Antonia hizo muchos amigos nuevos y disfrutó de la vida social mientras continuaba con sus estudios.

Antonia a los 12 años. Foto: Marc Ascher.

Mientras tanto, su resultado quirúrgico y su naturaleza fotogénica llamaron la atención de una conocida marca de pasta de dientes. Antonia, la niña que una vez fue atormentada sin descanso, se convirtió en el rostro de una campaña publicitaria nacional en Brasil.

Años después de recibir su nueva sonrisa, visitó un programa quirúrgico de Operation Smile Brasil en Fortaleza. Habló a los niños y a los padres sobre su proceso de tratamiento, con la esperanza de aliviar sus temores sobre la cirugía.

Ella les mostró una foto de su sonrisa antes de su operación, para que pudieran ver el trabajo transformador de Operation Smile.

Dijo que la experiencia le trajo recuerdos poderosos y que ayudar a los padres y a los niños le generó una inmensa alegría.

“Si no fuera por Operation Smile, no estaría aquí contando mi historia”, explicó Antonia, quien espera convertirse algún día en doctora o enfermera para ayudar a niños como ella. “Gracias por devolverme mi felicidad.”

Foto: Marc Ascher

Si puedes (y en el momento en que puedas), ayúdanos a cumplir nuestra promesa de cuidar a los niños y generar esperanza.

UNA SONRISA EN TU CORREO

Recibirás de primera mano noticias, actualizaciones y conmovedoras historias sobre nuestros programas alrededor del mundo.

Australia

Operation Smile estableció una presencia en Australia en 1999

Filipinas

El primer programa quirúrgico de Operation Smile en Filipinas se llevó a cabo en 1982

Corea del Sur

Operation Smile estableció una presencia en Corea del Sur en 2012

Vietnam

El primer programa quirúrgico de Operation Smile en Vietnam se llevó a cabo en 1989.

Tailandia

El primer programa quirúrgico de Operation Smile en Tailandia se llevó a cabo en 1997

Myanmar

El primer programa quirúrgico de Operation Smile en Myanmar se llevó a cabo en 2010

China

El primer programa quirúrgico de Operación Sonrisa en China se llevó a cabo en 1991

India

El primer programa quirúrgico de Operation Smile en India se llevó a cabo en 2002

Emiratos Árabes Unidos

Operación Sonrisa estableció presencia en los Emiratos Árabes Unidos en 2011

Jordania

El primer programa quirúrgico de Operation Smile en Jordania se llevó a cabo en 2000

Egipto

El primer programa quirúrgico de Operación Sonrisa en Egipto se llevó a cabo en 2006

Etiopía

El primer programa quirúrgico de Operation Smile en Etiopía se llevó a cabo en 2005

Kenia

El primer programa quirúrgico de Operation Smile en Kenia se llevó a cabo en 1987

Madagascar

El primer programa quirúrgico de Operation Smile en Madagascar se llevó a cabo en 2007

Ruanda

El primer programa quirúrgico de Operation Smile en Ruanda se llevó a cabo en 2010

Malawi

El primer programa quirúrgico de Operation Smile en Malawi se llevó a cabo en 2012

Mozambique

El primer programa quirúrgico de Operation Smile en Mozambique se llevó a cabo en 2014

Sudáfrica

El primer programa quirúrgico de Operation Smile en Sudáfrica se llevó a cabo en 2006

Congo

El primer programa quirúrgico de Operación Sonrisa en la República Democrática del Congo se llevó a cabo en 2009

Ghana

El primer programa quirúrgico de Operation Smile en Ghana se llevó a cabo en 2011

Marruecos

El primer programa quirúrgico de Operación Sonrisa en Marruecos se llevó a cabo en 1998

Italia

Operation Smile estableció una presencia en Italia en 2000

Suiza

Operation Smile estableció una presencia en Suiza en 2015